Ian MacKaye redefinió su mundo a través de la patineta.

ianshred

Para Ian MacKaye, el Skateboarding no es un hobby ni tampoco un deporte extremo, sino una práctica que en un todo ayuda a redefinir el mundo que nos rodea.

ian_mackaye_skateboarding

Ian creció en un vecindario del DC llamado Glover Park, justo a 2 cuadras de la casa de Henry Rollins, el heroico líder de Black Flag. Él recuerda como el primer contacto que tuvo con Rollins fue a los 11 años, cuando descubrió que tenía una BB gun, algo no muy común en su calle y en la época.

Escuchaban discos de Aerosmith, Led Zeppelin y los de Cheech and Chong Records, mientras usaban la pistola de balines para dispararle a cualquier insignificancia que cruzase su camino. Un año más tarde, Ian y sus amigos de infancia comenzaron a patinar, y descubrieron que Henry también lo hacía. Terminaron de conectarse tras haber construido una rampa en el callejón detrás de su casa, y el hobby llegó a reemplazar cualquier otra práctica en sus ratos libres.

Merrill Ward, Henry Rollins y MacKaye.

El primer contacto que tuvo MacKaye con el Skateboarding fue en los 70s, cuando era menor de edad y pasaba sus días junto a sus amigos escuchando Jimmy Hendrix. Para él, la música se relaciona con el Skate en el hecho de que quienes lo practican lo hacen porque es algo tan profundo y poderoso en sus vidas que lo tienen que expresar de cierta manera.

ian mackaye

Aunque se limita a comparar sus dos pasiones, el patinaje le ayudó a desarrollar el equilibrio y los reflejos, componentes que le ayudaron a resistir el rendimiento que exigían las agitadas presentaciones de sus bandas Teen Idles, Minor Threat y Fugazi.

La primera vez que nótó el gusto de los skaters por su música  fue cuando su banda Teen Idles visitó California en 1980. Una fecha fue en San Francisco y la otra en Los Ángeles; ambos eventos estaban a reventar por una multitud de chicos radicales que con su intensidad dejaron una marca en ellos, cuenta MacKaye en esta entrevista. Al evento de San Francisco, en el que tocaron Dead Kennedys y Circle Jerks, asistió Tony Alba. Por supuesto les impactó el hecho de haber conocido a una de sus leyendas favoritas en su propio concierto.

MacKaye nunca definió a sus bandas como ‘Skate Punk’, pero los skaters locales se identificaron con su música cuando lo vieron sobre el escenario usando Vans, tenis que no eran muy populares en la escena Punk californiana para ese entonces pero sí un referente de la cultura Skate.

Este deporte se convirtió en una disciplina en su vida al punto en que comenzó a percibir el mundo a como se aplica a una tabla. No solo se trataba de tomar el deck, andarlo y pegar trucos, sino también de obtener los diferentes significados que la práctica facilitaba.

Minor Treat viendo a Rodney Mullen patinar en 1982.
Minor Threat viendo patinar a Rodney Mullen en 1982.

Y pese a que ya no lo practica como antes, su afición no se quedó atrapada en los 70s. Ian aún suele relacionar su vida cotidiana con el Skateboarding de cualquier manera.

«El otro día salí a la calle y alguien había tirado un montón de agua en el callejón, y debido al clima se congeló, así que lo relacioné con el skate. A pesar de que realmente no ando ya mucho en patineta, pensé automáticamente en eso porque así es como funciona mi cerebro», – Ian MacKaye, The Indie Spiritualist

Ian-MacKaye_skate02

La regla dicta que si se ve una piscina bajo el sol quemón de medio día, resta en quitarse lo que se tiene encima y tomar el chapuzón, no así, MacKaye pensaría en algo fantástico, como por ejemplo, la textura y la capacidad para conducirse en patineta sobre la alberca.

Incluso, tiende a percibir diferentes panoramas y conocimientos en relación a como el cambio climático influye en la práctica de un skater. Ya saben, no es lo mismo una tarde de verano que finaliza a las 8 de la noche, con temperaturas superiores a 30 grados centígrados, que una mañana fría de invierno en la que todos los spots están tan congelados como la generación Dischord que construyó en los 90s.

Finalmente, reconoce que nunca fue un gran patinador, sin embargo, la pasión por ese deporte cambió su vida de una forma en la que siempre se considerará como tal.

9719492617_0584a021c7_o

En la actualidad, MacKaye comparte escenario con Amy Farina, mujer con la que tuvo su primer hijo, en The Evens, su proyecto más reciente con el cual se distrae mientras Fugazi reposa hasta nuevo aviso y Dischord Records sigue lanzando esporádicamente re-lanzamientos en pequeñas cantidades.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s